Slide 1
Posted by Cruising Madrid | 1 comments

Relato Gay - Mi primer trio

Hace unos 10 meses conocí a un maravilloso amigo con el que tuve una serie de encuentros sexuales de lo más satisfactorios. Los encuentro dejaron de producirse porque, mi amigo encontró a alguien especial, con el que comenzó una relación seria y con el que esperaba que fuese la persona definitiva con la que compartir su vida, algo que anhelaba.

La ruptura de los encuentros no fué ni dolorosa ni traumática, los dos sabíamos desde el principio lo que eran y yo, casado, no le podía ofrecer mi tiempo, y él necesitaba dedicación. Aunque sabía que le iba a echar mucho de menos, pues es fácil extrañar a una persona como él, amable, educado, respetuso, cariñoso, discreto, morboso, agradable conversación y con unos ojos que te dejan sin respiración.

Me he mantenido totalmente al margen y solo le he escrito en alguna ocasión para ver que tal estaba, pero sin pretensión alguna de nada más. Lo típico, ¿Qué tal el trabajo?, ¿las vacaciones?, ¿su relación?, etc..

Ahora, en esta época de Semana Santa, suelo quedarme solo en Madrid. Cuando ya supe los días que iba a estar solo, no puede evitar soñar durante varios días, con la posibilidad de estar con él, con un poco más de tiempo que en nuestros encuentros veraniegos. Tan fuerte fue el sueño que me desperté bastante empalmado y cuando llegué al trabajo, le escribí un correo para saber de él y aproveché para contárselo, pero aclarando que solo era para que supiese de mi.

Al cabo de los días, mi amigo me contestó. Se alegraba de recibir mi correo, me preguntó por mi vida y justo al final del mismo, me planteó la posibilidad de quedar, en esos días libres, con él y con su pareja para tener una sesión de sexo haciendo un trio.

Creo que no lo dudé ni un momento, ni un segundo. Le dí al responder del correo de manera inmediata. ¡Si, por supuesto, encantado! le contesté. La respuesta de su correo tampoco tardó mucho y concretamos dia y hora.

Por fin, llegó el día. Por la mañana, cuando me duche, como todos los días, me preparé lo mejor que pude, con la esperanza de llegar en las mejores condiciones higiénicas posible, no me gustaría que, después de estar todo el día en la oficina, pudiese oler mal y eso les provocase rechazo. En la mañana concretamos, sobre las 18:30, estaría en su casa. No pude ni comer, una ensalada rápida delante del ordenador....

Las 18:00. Apago el ordendor y me voy al metro. 20 minutos después estaba en la puerta de su casa. Llamo al timbre, me abre mi amigo, lo saludo con un par de besos y entro. Allí estaba su pareja, nos saludamos con la mano y nos sentamos los tres en el sofá.

¿Mi primera impresión? Fantástica, su pareja es.....guapo, elegante, llevaba unos vaqueros que le sentaban estupendamente, jersey azul y con una cara de buena gente de esas que no te cansas de mirar. Me ofrecen un café, pero prefiero agua. Ellos se ponen un café. Hablamos, muy bien, de todo un poco, de mi, de ellos, del tiempo... lo típico. En un momento determinado, no recuerdo exactamente como empezó, pero nos empezamos a besar, mi amigo (Juan) a mi, su compañero (Alberto) a mi amigo, su compañero a mi....

Recordaba los besos de Juan, rápidamente comencé a sentir lo mismo que hace unos meses, su boca, su cuello, su lengua...cuando Alberto se acercó a mi boca, descubrí unos besos tiernos, sus labios estaban calientes, estaba recien afeitado y toda la zona alrrededor de la boca estaba supersuave, era muy agradable, besar a Alberto, fue toda una experiencia gratificante, su lengua, húmeda y caliente se movía con maestría dentro de la mia. Los tres unimos nuestras bocas. !Qué sensación más agradable! Tener dos bocas de las que disfrutar, nuestras salivas se mezclaban, estábamos los tres muy muy calientes y los nervios se habían pasado por completo.

Juan estaba en medio de los dos. Se quitó la camiseta y Alberto y yo pudimos disfrutar de su pecho, ombligo, axilas y brazos... Alberto se quitó el jersey, y poco a poco le fuimos desabrochando los botones de la camisa para descubir su cuerpo, poder tocarlo y comernos los pezones. Mientras le comía el pecho le metí la mano por el pantalón para tocarle el culo y se lo apretaba a medida que Juan me comía los pezones. Cada cierto tiempo nos juntábamos todos sobre la boca de Juan, nuestras lenguas no dejaban de moverse, salivando y salivando, resbalando de una cara a otra. Nos apretábamos bien los tres, me encantaba sentir a dos tios para mi y yo ser para dos tios. La sensación estaba siendo increible. Jose propuso irnos a la cama. En el mismo sofá nos quitamos los zapatos, calcetines y los pantalones. Una vez de pie, Alberto se me acercó nos besamos y Juan por detrás. Estaba siendo poseido por delante y por detrás. Nos sacamos nuestras pollas, las tres juntas para que se fueran conociendo. Alberto se agachó y se metió la de Juan y la mía en su boca. !Cómo comía pollas! Se quedó la mia, yo estaba superexcitado y cuando acabó de  comérsela y se levantó para que los tres fuésemos a la cama, no pude evitar correrme... Me corrí en mi mano, Alberto y Juan me dijeron que no pasaba nada, que tranquilo. Fuí al baño para limpiarme un poco y Antonio y Jose se fueron a la cama.

No tardé mucho y me incorporé. Nos acaribiábamos, Juan en el medio, Alberto y yo a su lado. Seguimos besándonos, acariciándonos... yo no podía aguantar más, necesitaba probar sus pollas. La de Juan la recordé enseguida, estuve un buen rato chupándola, quería que ese sabor y esa sensación se quedasen grabadas en mi y a continuación me fuí a por la de Alberto. La tenía estupenda de tamaño, perfecta para metérmela toda en la boca, llegando hasta los huevos. La piel suave, rica. Le gustó, mientras yo se la chupaba a Alberto, él se la chupaba a Juan. Alberto anunció su corrida y Jose también. Me quedé junto a la polla de Alberto, mientras se la meneaba ponía la lengua sobre su capullo hasta que se corrió. Que buena corrida. Se llenó su pecho y el resto lo recogí yo en mi mano que segía meneado su polla para que saliese hasta la última gota. A continuación fué Juan, con los hábiles movimientos de Alberto, su boca y su lengua le hicieron correrse, gimiendo de placer. Los tres estábamos servidos del primer polvo y tanto Alberto como yo, nos pusimos al lado de Juan a relajarnos.

Poco a poco nos fuimos tocando más los tres, Juan me besaba, Alberto me besaba y de nuevo coincidimos los tres, yo me había empalmado ya de nuevo, solo verlos a ellos correrse ma había parecido lo mas y tenía mi polla dura pegada a Juan. Juan me la agarró y se fué a por ella. Se la comía, mientas Alberto me comía los pezones. Ya los tenía bastante sensibles por el anterior morreo, pero ahora Alberto, me los comía con más fuerza y había una parte de dolor y placer, interesante... que me ponía a 1000. Busqué la boca de Alberto y nos besamos, quería que su lengua estuviese toda en mi boca y creo que eso lo puso a bastante caliente. Juan seguía por mi polla y por la de Alberto. Me subí sobre Alberto, lo tumbé boca arriba y yo me senté sacando su polla por delante. Comenzó a moverse como si me estuviera follando, me encantó,  y puse su polla en mi culo, sin llegar a penetrarme pero lo suficientemente cerca como para que Alberto notase mi esfinter y yo su polla. Cambiamos de posición y pusimos a Alberto en el centro, Juan y yo estábamos disfrutando de Alberto todo lo que podíamos. Besos, abrazos, y Alberto se meneaba la polla. En un momento determinado Alberto dijo "me voy a correr" y Juan y yo le dijimos que adelante. Nos ofrecimos a corrernos con él, así que me cogió la polla y me la meneó, mientras yo meneaba la suya... Me corrí primero, luego Alberto y  mientras Juan se estaba aún haciendo una paja espectacular viendo nuestras pollas soltar semen y mojar todo nuestro cuerpo... hasta que finalmente se corrió.

Jesús Rey
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Fotos XXX - Cruising en la playa

Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Relato Gay - Sauna en Tenerife

Llegúe sobre las 18:00 a mi hotel, estaba solo, como siempre que viajo. Hacia días que sabia de mi viaje y había intentado quedar con alguien, pero a todos los que le interesé físicamente no les fué posible quedar, así que estaba, solo, caliente y con muchas ganas de hombre.

Me conecté a Internet en mi habitación, para ver si había algún mensaje de última hora, y nada... la bandeja de entrada estaba totalmente vacía. Tenía dos opciones, o seguía conectado a Internet y me buscaba algún video porno para ponerme a tono o buscaba alguna alternativa. Decidi conectarme a alguna página gay local a ver si encontraba algo. Tras unos minutos localicé una sauna relativamente cerca de mi hotel. Vi las fotos, los comentarios y me decidí.

Me cambié y me puse unos slips pequeñitos, bien prietos, mis vaqueros, una camiseta y salí en dirección a la sauna. La entrada se hacía por una especie de garaje, discreta y nada más bajar, se olía el típico ambiente húmedo, solo con ese olor mi cuerpo empezaba a reaccionar.

Una vez dentro, me dirigí a los vestuarios. Como todos, lleno de taquillas numeradas, muy amplio, limpio. En ese momento estaba vacío. Comencé a desnudarme y entró un tío. Se quedó un rato para verme desnudar, pensé que iba a comprobar si lo que había llegado merecía la pena, así que me desnudé tranquilamente. Cuando me fuí a quitar los slips, me puse con el culo un poco en pompa, para que pudiese disfrutar de mi culo y cuando me los saqué me giré para que viese los 18cm de polla ya morcillona. Me miró de arriba a abajo y se marchó. Me puse la toalla y las chanclas y me fuí a recorrer la sauna.

Frente a la barra del bar había una piscina y como había venído andando un poco rápido pensé en ducharme y darme un baño. En la piscina había solo un tío. Me fuí a las duchas, me enjaboné y me duché con agua caliente. Bajé las escaleras y comprobé que el agua estaba un poco fría, pero solo lo suficiente para esta a gusto. Me hice un par de largos y me quedé observando un poco el ambiente. Había dos tios en la barra del bar tomando una cerveza. Pasaron un par de ellos hacía los pasillos de las cabinas. Había un poco de todo, tios de 30 y algúno de 60. Como ya empezaba a arrugarme, me salí, me sequé un poco y me fuí a descubrir el resto de la sauna.

Habia un laberinto de cabinas, una serie de cuartos oscuros que comunicaban los pasillos de cabinas. y en todas las cabinas televisión. Estaban poniendo un par de películas porno gay. No había nadie en los cuartos oscuros, alguno de los que había visto pasar antes estaban dando vueltas como yo y otros se habían quedado en alguna cabina abierta. Comenzó a seguirme un tío, pero no era mi tipo, así que en cuanto se acerco y me tocó, le dijo que no, que no quería nada.

Me fuí a la barra del bar y me pedí una cerveza. Cogí mi tabaco y con la cerveza me fuí a una cabina. Me senté a disfrutar de la peli. Al cabo de un rato, llegaron tres tíos, abrieron la cabina de al lado a la mía, entraron y cerraron. Comencé a oirles, el caso es que al poco tiempo los oí como se besaban y como se chupaban las pollas entre ellos. Me puse malísimo, así que decidí irme a dar otra vuelta.

Nada... seguía sin encontrar algo que llevarme a la boca. Volví a la zona de la piscina y me pasé por la taquilla para ver si tenía alguna llamada. Nada. Regresé a las cabinas, y en la primera había sentado un tío de unos 38 años, fisicamente normal, masculino177 de 70 kg, pelo corto, moreno, con un poco de pelo en el pecho, muy de mi tipo.

Estaba sentado, viendo la película que estan poniendo en la televisión. Me quedé en la puerta un poco alejado, no me gusta acosar. Me vió y se metió la mano debajo de la toalla comenzando a tocarse suavemente. Yo hicé lo mismo. Me separé un poco la toalla y me toqué la polla. Ya no miraba la TV, me miraba a mi. Con un ligero moviento de cabeza me indicó que me sentara a su lado. Se movió un poco y me senté a su lado, cerrando la puerta cuando entré. Los dos juntos, las piernas pegadas me puso su mano sobre mi pierna y comenzó a tocármela. Yo hice lo mismo. Con la otra mano se quitó la toalla y dejó su polla a la vista. Tenía una polla oscura, gorda, semi empalmada. No pude evitarlo y se la cogí. Suavemente se la tocaba mientras el se me acercó al cuello y comenzó a besarme. Su lengua sobre mi boca, estaba tan caliente... Me giré y nos besamos. Tenía los labios carnosos, daba gusto besarlo y ser besado por esa boca. Nos levantamos, pusimos su toalla en la cama y la mia la dejamos a un lado.

Primero me puse yo sobre él. Esa sensación de tener a un tio, totalmente desnudo bajo mi cuerpo, poder agarrarle los brazos, tocar su cuerpo... es lo mejor. Le sujeté las muñecas por encima de su cabeza, de tal modo que no podía tocarme, sus axilas quedaron a la vista y las besé, me comí su cuello, bajé a su pecho y mordí sus pezones lentamente. Se estremecía y con sus piernas me rodeaba y apretaba mi cuerpo contra el suyo, nuestras pollas estaban tiesas, duras como mástiles, pegadas la una a la otra.... Me dió la vuelta y se me puso encima. Las piernas duras, los brazos igual, volvió a besarme y a los pocos segundos se fué directamente a mi polla. Le costaba meterse los 18 cm en la boca, pero le gustaba tanto que no le importaba el tamaño. Yo me revolvía de placer. Cuando dejó mi polla en paz, me fuí yo a por la suya. No era muy grande, pero era muy gorda, me ocupaba toda la boca, algo que no me importaba en absoluto. Comenzó a segregar líquido preseminal, caliente, rico, en tal cantidad que crería que se había corrido.

- "¿Te has corrido?"
- "No tio, aún no"

Nos pusimos de rodillas en la cama, yo con su polla en mi mano y él con la mia en la suya. Nos meneamos las pollas mutuamente, primero despacio, disfrutando cada uno de la sensación de tener en la mano otra polla que no es la tuya y poco a poco aumentamos el ritmo. Nos compenetramos en el movimiento...

- "Vamos a corrernos juntos..." me dijo.

Y así fue... yo me corrí, de rodillas sobre su pecho y él hizo lo mismo. Tras los espasmos, nos tumbamos juntos, uno al lado de otro. Nos besamos...

- "Gracias, tio, ha estado genial", le dije.
- "De nada, te digo lo mismo, a mi me ha encantado".

Nos limpiamos con las toallas y nos fuimos a las duchas, el se metió en una y yo en otra. Me duché y mientras lo hácía aún me estremecía cuando pasaba mi mano por la polla. Cuando terminé me sequé, me fuí a los vestuarios a ver si había una nueva llamada y vi que, a lo lejos, mi "amigo", salía de la sauna. Bueno, me iré a la piscina a relajarme un poco a ver si tengo suerte y encuentro a otro.

Jesús Rey
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Fotos XXX - Disfrutando de buenos rabos de cruising

Read more...
Posted by Cruising Madrid | 1 comments

Gifs XXX - Con mi primo mayor

Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Locales de sexo Madrid - The Paw

Club gay nudista de dos plantas donde puedes realizar todas tus fantasias.

Abierto de martes a domingos, la entrada con consumición son 5 € (ropero incluido) y a partir de las 00:00 h. entrada con consumición 12,50 €. Los lunes están cerrado por descanso y aunque no hay código para entrar, los martes, miercoles, jueves y domingos se puede acceder al bar en ropa interior, sin camiseta o desnudo y los viernes y sábado sólo es nudista.

El horario es de 20 h. hasta el cierre

Ubicación: Calle Calatrava, 29. Barrio: Palacio. Distrito: Centro
Como llegar: <M> La Latina (L5)
Twitter: @thepawmadrid
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Relato Gay - Gang Bang cañero


Teníamos a mi sobrino treintañero de rodillas sobre el suelo con los ojos vendados tal y como nos había pedido el Maestro. En ese momento le dijimos que se la quitara y nos miró sonriente. Aquel día Mario se había ofrecido a ser el gran pasivo. Le íbamos a follar entre todos.

Fue Pepe el que se acercó primero y con sus grandes manos, le bajó aquel desgastado, currado y usado jockstrap, los que solíamos utilizar los hombres del grupo por prescripción del Maestro. Una vez desnudo ante el grupo de hombres, muchos con nuestros pantalones bajados y pajeádonos, observabamos el rico culo de mi sobrino.

- "¡Muy bien!" Dijo Pepe acariciándole aquellos cachetes, separándoselos levemente y dejando al aire una raja ligeramente velluda. Yo estaba a su lado acariciando su cabeza, quien tenía su cara apoyada en el colchón, preparándose para lo que venía.

- "¿Estás tranquilo, sobrino? ¿Tienes ganas de empezar?" Le pregunté.
- "Tengo ganas de que me llenéis de polla".

Pepe, que había sido un enorme jugador de rugby y que había dejado ese deporte por lesiones en la rodilla, ya tenía su enorme pollón de 20 cm fuera de su pantalón, y su redonda barriga velluda se marcaba en su polo. Éste se inclinó hacia delante y soltó un buen escupitajo entre los cachetes de Mario. Con una mano le indicó que se echara hacia detrás y metió su tremendo cipotón ensalivado en el lubricado y ya preparado ojete, provocándole un gemido al notar entrar tan rápido aquel grueso proyectil de carne que tenía entre las piernas. 

- "Ha entrado entera". Le informó.
- "Ahhhh…"
- "Hasta los cojones" Dijo Pascual, satisfecho, viendo como Pepe le empalaba con su gordo pollón.
- "Dale mi amo. !Ahhhhh…! !ahhhhh…! ¡Joder! ¡No me acostumbro a que sea tan grande! !Ahhhhh… ahhhhh…! ¡Qué cipote!" Gritaba Mario, con la boca abierta y los ojos como platos, con el pollón descomunal, barrenándole y llegándole bien hondo, moviendose en el interior de su culo.
- "Tapadle la boca a este maricón" Señaló el Maestro.

Darío, no se lo pensó dos veces y le metió su polla en la boca sin que Mario rechistara, al tiempo que Pepe se salía de su culo.

- "Menudo culazo tiene. A por él, Manuel" Le dijo Pepe a Manuel.

Aquel bestia se sujetó su gruesa polla por la base y se la metió por el culo sin que Mario dijera nada, concentrado en mamar el rico pene de Darío.

Manuel se tomó su tiempo embistiéndole, follando con su grueso y gordo pene las apretadas y calientes paredes de aquel ojete. Darío, cachondo, se tumbó sobre la cama y se colocó por debajo de Mario, de modo que ambos acabaron haciéndose un delicioso 69. Mario se comía el nardo de Darío y éste el de Mario, que no cesaba de ser enculado. Manuel se acariciaba sus pezones, así como sus abdominales mientras se follaba a Mario. Todos disfrutábamos de la escena, cada vez más acostumbrados a que se repitieran estos encuentros homosexuales entre nosotros. El sudor empezaba a perlar sus pieles y el olor a macho de la habitación aumentaba a cada segundo que pasaba. 

Los que estábamos alrededor, tampoco perdíamos el tiempo, pues ya estábamos muy cachondos. Nos toqueteábamos esperando nuestro turno. Nos agachábamos a darnos algún que otro lametón en las pollas o en los huevos…

- "Darío, colega... " Llamó Manuel a su amigo, dándole unos toques en la cabeza.

Darío dejó de chupar la polla de Mario y se arrastró un poco más hacia abajo. Sabía lo que Manuel quería, así que sacó su lengua y empezó a relamer sus pelotas. Después, Manuel la sacó del agujero y se la dió a Dario para que la limpiara. Una vez limpia Manuel comenzó a pajearse con fierza y nos anunció a todos lo que era obvio.

- "¡Me corro! ¡Me corro ya!"
- "¡Córrete dentro!" Le exclamó con urgencia Mario. Entonces Manuel reventó y de su venosa polla saltó un chorrazo denso de lefote, que con buena puntería entró de lleno en la boca de Darío. Después vimos como Manuel metía de nuevo el rabo en el ojete de Mario y le regaló unos cuantos chorrazos más.

- "Así… Sí… preñándome, ¡Qué rica lefada…!

Agilipollado, Manuel bombeó un poco más. Detectamos restos del trallazo de lefa que había echado fuera sobre la espalda y nalgas de Mario, pero el más rápido fue Pepe, quien se agachó y degustó todo el esperma sobrante.

Manuel finalmente se salió de aquel culo y dejó de nuevo el agujero a Pepe.

- "Vamos a ver cómo se ha quedado este culo".

Pepe se volvió medio loco al entrar de nuevo y empezó a dar una potentísima follada. Marío gemía, jadeaba y gritaba al borde extasis y sintiendole al borde de la corrida. No tardó demasiado...

- "¡Me corro, hijo! ¡Me corrooo, joder!"
- "¡Venga! !Ahhhhh! ¡Córreteee!"


Pepe con su cuerpo de osazo barrigudo y cincuentón chorreando sudor, empezó a gruñir, dando convulsiones y llenándole de lefazo. Estaba al borde del colapso. Tanto fue así que buscó apoyo tras de sí, encontrando a Darío y a Pascual, quien le sostuvo levemente. Darió aprovechó la ocasión, se agachó y relamió el tremendo pepino de 20 cm, los cuales salían encharcados de lechazo.

- "¡Qué goloso! Le dijo Pascual.
- "Hacía mucho que no comía lefa. Y está es deliciosa…" Sonrió Darío, con su cara algo redonda y barba de un par de días.

Al notarse con su culo libre de gordas pollas, Mario se incorporó de rodillas sobre la cama. Darío estiró su brazo, le agarró de la barbilla y le obligó a girar su cabeza hacia atrás. Los labios de ambos se encontraron y degustaron la rica cuajada de lefa de Pepe. 

- "¿Quién es el siguiente que me va a follar a pelo?" Preguntó cachondo cuando separó su boca de la de Darío, tragando los restos de semen y babas que éste había depositado en ella.

No tardó en obtener respuesta. Mario se inclinó hacia delante, puso su culo en pompa y se preparó para recibir el contundente rabo del fibroso Brasileño Luis. Tenía treinta y pocos, y un rabazo largo y moreno, grandote, que comenzó a robar gemidos de Mario en cuanto se lo clavó entero y sin contemplaciones.

- "¡Qué pollón… Luis!" Se regocijó contento de sentir el tercer cipotazo en su interior.

Luis le cogió del pelo y tiró de él hacia atrás. Después se salió y le pidió que se girara para follarle en la posición del misionero. Mario lo hizo, plantando sus pies sobre los pectorales fibrosos del treintañero brasileño, notando su ojete abrirse hacia dentro y hacia fuera con los mete y sacas del moreno, que acabó corriéndose dentro de una manera disimulada, sin parar de follar hasta un rato después. Luis se inclinó sobre él y se morrearón, terminando de vaciar sus cojonazos dentro de él. Después se salió y dejó paso a Darío, que con su polla mediana pero algo gordita empezó a follarse a Mario, chapoteando en aquel túnel relleno ya de leche.

- "Dale, Dario. ¡Dale!" Le animaban todos.
- "No quiero correrme aún" Dijo.
- "Sí. Córrete, Darío. ¡Córrete dentro de mí, colega! Vamos…" Pedía Mario
- "¿Sí? ¿Quieres que…?" No acabó la frase. Ambos empezaron a morrearse y los gemidos de éste quedaron apagados mientras se convulsionaba y expulsaba el contenido lácteo de sus testículos en aquel abierto ojete.

Al retirarse, el esfínter de Mario quedó bien expuesto y chorreante ante nuestros ojos.

- "Allá voy" Anunció Pascual. Con su anaconda y capullona polla, metió la punta, empujó, y la clavó hasta la mitad. Pero se detuvo, viendo que Miguel, el jovencito Sevillano, apuntaba hacia su polla y eyaculaba sobre su superficie, embarrándola de semen que serviría de lubricante.

En la postura del misionero continuó follándose a Mario, que agarró de los muslos a Pascual. Follaba como un artista, adelante y atrás. Su larga pica entraba a indiscrección, hasta lo más hondo.

- "Abre la boca". Escuchó decir a Manuel, que repuesto de la corrida, volvía a lucir una impecable erección, pajeándose a muerte.

Casi sin tiempo a reaccionar, Mario abrió sus labios y Manuel, clavado de rodillas a un lado de la cama, se pajeó, corriéndose ruidoso en toda la boca. La segunda corrida de la tarde. Casi al momento, Pascual eyaculaba dentro de su culo, inundándolo todavía más con cuantiosos chorros de esperma, clavándosela hasta lo más hondo.

- "No cierres la boca aún" Anunció entonces Pepe, que tomando el relevo de Manuel, y con una gran erección, eyaculó también entre los labios, que chupeteó y mamoteo hasta limpiarla.

Tras estos minutos de corridas continuadas, Mario estaba extasiado, no podía más y quedó rendido sobre la cama.
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Fotos XXX - Especial San Fermin

Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Gifs XXX - Follada cañera de boca


Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Baños facultad de Físicas de la UCM

La Facultad de Ciencias Fisicas está situada en el Paraninfo de Ciudad Universitaria entre las facultades de Telecomunicaciones y de Quimicas.

Para llegar a los baños se accede por la puerta principal, se gira a la derecha por el pasillo hasta que llegamos al final, giramos a la izquierda y seguidamente a la derecha para entrar en el pasillo de las aulas. En este pasillo giramos a la izquierda pasando la Delegación de alumnos y una asociación de alumnos. Los baños se encuentran a pocos metros a la izquierda.

Los baños son amplios y tiene cinco cabinas con las puertas hasta el suelo. Sulen ir los estudiantes de la propia facultad, de las de alrededor y hombres con aspecto de profesor que dan mucho morbo y que buscan disfrutar de un buen rato. Cuando más movimiento hay es a la entrada de las clases por la mañana y en los intercambios.

Como llegar a la Facultad:
- Coche: desde el centro de Madrid llegar a la Estación de Moncloa y dirigirse a la A-6 situándose en el carril derecho. Llegar hasta la rotonda del Cardenal Cisneros y tomar la segunda salida por la Avenida de Complutense. Circular durante un kilometro, dejando a la derecha la estación de Metro de Ciudad Universitaria. Cruzas la Calle Jose Antonio Novais y la segunda calle a la derecha para entrar en la Plaza de Las Ciencias.
- Autobuses EMT: Líneas: F, G, U, 82
- Metro: Línea 6, estación de Ciudad Universitaria


Ver Cruising Madrid - www.cruisingmad.com en un mapa más grande

Ubicación: Plaza Ciencias SN. Barrio: Universidad. Distrito: Moncloa-Aravaca
Modalidad: baños
Acesibilidad minusvalidos: si
Calidad: alta
Afluencia: media-baja
Como llegar: Metro, autobus y coche
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Relato Gay - De cruising por Avon

Ayer por la tarde estuve en la zona de cruising de Avon, en Alcalá de Henares. Iba en modo zorrón y me fue muy bien. 

Cuando llegué me di una vuelta a ver que me encontraba, y de primeras vi a un chaval de unos treinta, rapado, cachas, con camiseta de tirantes, dentro de un Seat Ibiza blanco aparcado al lado de la casetilla. Estaba con las ventanillas abiertas, entonces me acerqué a su lado, y estaba pajeandose. Yo estaba a mil y el cabrón tenia un rabaco de escándalo. Estaba ansioso porque me dejara entrar, y despues de un rato mirándole, por fin me abrió la puerta. Entre y sin decirnos nada le agarré la polla y me puse a mamarsela. Era deliciosa muy gorda y morcillona. Me tragaba el capullo hasta la garganta, y claro, el chaval no pudo mas y me echó toda la leche en la boca, que trgué como una loba. En cuanto se corrio le entró la prisa y me dijo que se iba. Me baje del coche y me dirijí hacia el caseron en ruinas.

Al llegar vi que habia uno paseando que al verme se acercó a la pared como si fuera a mear. Yo no le hice mucho caso, pero al ver que tardaba mucho, miré y estaba masturbandose. Era un tio fibrado, y con todo el morro me puse a su lado. Como era de noche si pasaba alguien no se veria nada. La tenia agarrada y aun le faltaba otro tanto de larga, me agaché alli mismo a mamasela. Al bajarle el calzoncillo se le descolgaron unos huevos gordisimos, así que me puse a palparselos mientras se la mamaba. No tardó mucho y me lefó en toda la cara. !Qué gustazo! 

Y ya a ultima hora cuando pensaba venirme a casa apareció uno corriendo en pantalon corto y con barba. Se paro un poco mas adelante de donde yo estaba y sin cortarse un pelo se bajo el pantalon y me empezó a enseñar el culo. Como yo no me habia corrido con ninguno de los anteriores tenia muchas ganas de una buena follada. Fuí a su lado y me di cuenta que tenia todo el ojete depilado. Jugué durante unos segundos con mi polla y su culo y de un empujon se la clavé. Estaba tan cachondo que a los pocos minutos me corrí como una perra dentro de sus entrañas.
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Fotos XXX - En el trabajo

Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Gifs XXX - Follada cañera de @BillySantoroXXX


Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Saunas - Premium

Situada en el lateral del Real Cinema, la Sauna Premium es la que tiene más acción de Madrid y donde disfrutarás del mejor confort, de una buena calidad y de comodidad en sus amplias instalaciones.

Abierto todos los días, cuenta con sauna seca, sauna de Vapor, Jacuzzi, bar, duchas, cabinas, tatamis, dark Room y wifi gratis.

Promociones:
Lunes: Premium Day
Martes: Underwear Party (Todos en Gayumbos)
Miércoles: Club del cliente
Jueves: Naked Party (obligatorio sin toalla)
Sábado y Domingo: Le matineex sexion

El horario es de Lunes a Viernes de 15:00 a 23:00 y los fin de semanas 24 h.

Ubicación: C/ Priora, 2. Barrio: Palacio. Distrito: Centro
Como llegar: Opera (L5)
Web: www.premiumsauna.com
Twitter: @PremiumSaunaGay
Read more...
Posted by Cruising Madrid | 0 comments

Relato Gay - Tarde de domingo en Sauna Premium

Puse en Twitter que quería ir a la Sauna Premium para pasar la tarde del domingo y enseguida salieron varios voluntarios. La mayoria ponía pegas con la hora, pero a uno le vino bien y quedamos para ir juntos.

Estaba esperando en la puerta, cuando vi que se aproximaba un chico que se parecía bastante a la foto que me había enseñado por WhatsApp. Cuando entramos en la sauna fue un alivio ver que no se parecía al resto de saunas de Madrid. 

Pasamos al vestuario, nos quitamos la ropa con total naturalidad, nos pusimos el pareo y nos metimos dentro.
Antes de hacer nada tenía ganas de ver el sitio... La sauna tiene unas cabinas privadas con peliculas porno, cuarto oscuro conectado por dos pasillos, una zona de bar y por supuesto la sauna seca y la húmeda.

Una vez que descubrimos cada rincón de la sauna, decidimos irnos a las cabinas con sofá y una pantalla con vídeos porno. En esos momentos estaban echando una peli de machos musculusos con grandes pollones. Cerramos la puerta y disfruté de la peli con mi amigo. El tio era super pollón, me tumbé en el sofá y se la chupé mientras me pajeaba. No nos dimos cuenta de cerrar bien la puerta y de pronto un señor la abrió de par en par y me pilló con una polla en la boca, con las manos en mi paquete y mi amigo sobándome el culo... un espectáculo. Sin preguntar se metió, pero mi amigo le echó, aunque dejó la puerta entreabierta para que nos pudiera mirar.
Tras jugar un rato nos fuimos al bar a tomar algo. Hablamos en el sofá y me hizo gracia ver a nuestro perseguidor con una erección potentísima que intentaba disimular...
La sauna también cuenta con un jacuzzi desde dónde puedes ver lo que se cuece en las duchas, pero estaba completo y no pudimos meternos. Nos fuimos a las duchas y luego a la cabinas a follar.

Allí nos comimos los rabos, me folló la boca a saco y después le hice una paja. Se puso a gemir muy fuerte y ya estaba a punto de correrse pero le seguí pajeando para que disfrutara de la sensación. Al final se corrió y yo aproveché para saborear su rica leche. Tras unos segundos cogió mi polla y empezó a mamarla. Cuando estuve a punto me empecé a pajear yo mientras él me tocaba los huevos y me metía un dedo por el culo.
Nos fuimos a las duchas y me limpié bien. Nos vestimos y salimos de allí relajados y satisfechos.
Read more...